Página Inicial del Colegio Nuestro Pueblo  El Colegio  
Moraleja de Enmedio
 

APUNTES DE NUESTRA HISTORIA

MORALEJA DE ENMEDIO

Documento histórico de 1782 sobre la Villa.
Respuesta a el Interrogatorio que, de orden del Excelentísimo señor arzobispo de Toledo, se ha comunicado por el señor vicario general, don Bernardo Marrón, a los curas de esta partida de Canales, e (sic) yo, el cura propio de la iglesia parroquial de la villa de Moraleja de Enmedio, doy, en satisfacción de sus preguntas, como se sigue:

A la 1ª pregunta, digo, pues, a la primera pregunta (Sic), que este pueblo de la villa de Moraleja de Enmedio, que se compone de unos noventa o cien vecinos, contados útiles e inútiles, como son viudos, viudas y solteros que tienen casa abierta, es villa y no aldea. En ella se nombran dos alcaldes ordinarios con dos regidores y procurador síndico por el señor Conde de Chinchón, a cuyo señorío toca y pertenece.

A la segunda pregunta, no es cabeza de partido ni anexo de otra iglesia; ni tiene conventos ni santuario célebre alguno. Pero sí es iglesia parroquial, con la advocación del señor San Millán, su titular y patrono. Tiene en su distrito dos ermitas pequeñas y derrotadas, la una, que distará de la iglesia y pueblo como unos cien pasos, con una efigie de Nuestro Señor Jesucristo y llaman el Santísimo Cristo de el Humilladero, situada a su Mediodía; y la otra, que está a su Poniente, como unos trescientos pasos, es del señor San Sebastián, a quien se venera con mucha devoción y le celebran con fiesta de iglesia en su propio día.

A la 3ª pregunta, dista este pueblo de su metrópoli Toledo y vicaría ocho leguas castellanas; de la cabeza de su partido de Canales, que lo es la villa de Móstoles, con la que confina por el Norte, una legua larga; por su Oriente, a una legua regular, tiene a la villa de Fuenlabrada de Madrid; entre Oriente y Mediodía, confina con Humanes de Madrid, a la distancia de un cuarto de legua largo; a esta misma distancia alindo por su Mediodía con Moraleja la Mayor, que así intitulan, aunque tiene solos diez vecinos escasos; por su Poniente tiene, a tres cuartos de legua, la villa de Arroyo Molinos; cuyos cinco lugares son los únicos linderos y aledaños con los que confina esta dicha villa, y su jurisdicción se extiende, por lo perteneciente a Móstoles, como media legua; hacia Fuenlabrada, como otra media legua; por la parte de Humanes y Moraleja la Mayor es muy corta su jurisdicción, porque es de medio cuarto de legua; pero por lo que toca y pertenece a Poniente, se extiende, por el sitio que llaman las Matillas, una legua, y media por otras partes confinantes con Arroyo Molinos. Y advierto que hablo de la jurisdicción real, pues, por lo que toca a el derecho de dezmería, son otros y diveros linderos mucho más cortos, extra de los de Móstoles, por donde se extiende una legua.

A la 4ª pregunta, no tiene este pueblo en su compresión algún río ni arroyo perenne, ni laguna y, por consiguiente, tampoco puentes ni barcas. Dista una legua larga del río de Guadarrama, que está en jurisdicción de Arroyo Molinos, a el Poniente de esta villa. Los arroyos que en esta dicha villa de Moraleja se conocen sólo corren con las lluvias.

A la 5ª pregunta y a la 6ª pregunta, tampoco tiene sierras, montes, ni florestas, pero logra unos aguas abundantes, dulces, delgadas y muy saludables que brotan en el circuito de esta villa par todos cuatro horizontes y, con particularidad, por el Oriente, a distancia de cien pasos, tiene su nacimiento una fuente, famosa por su agua especial y abundante, que se derrama por tres cauces o caños, los dos, como una muñeca regular y otro más mediano de su sobrante; se admira y toca en el rigor del estío de media nieve y templad en el rigor del invierno. Con el agua sobrante de esta fuente y parte de otros manantiales que nacen a el Mediodía se riegan unas huertas que son muy suficientes para dar la verdura necesaria a este pueblo, y también riegan una alameda situada a este Mediodía, la cual es muy pequeña por la poca curia de fomentarla y pudiera ser grande y excelente por las aguas que goza.

A la 7ª pregunta, digo que he practicada muchas diligencias, registrando todas los papeles del archivo de mi iglesia y otras conducentes y de todas no me ha sido posible investigar por quién se fundó este lugar y, así, no se sabe. Tampoco tiene más armas que las reales, sucesos ilustres ni hombres, castillos ni, menos, edificios, pues las casas son de tapiería de tierra y muy malas. La iglesia es de caxones de tierra la mitad de arriba, y la otro mitad, de caxones de piedra con machones de ladrillo. Su torre, de ladrillo, con cinco cuerpos grandemente ejecutados, que se puede decir que es de las mejores de los circuitos en su clase de mampostería.

A la 8ª pregunta, los frutos de este terreno son trigo de buena calidad, cebada, centeno y semillas y. especialmente, garbanzos de superior calidad por su cochura. Su terreno es muy apto para viñas y retamales; de éstos hay bastantes, y de viñas, dos pagos, uno a el Mediodía, corto, y otro a el Norte, algo más extenso. Es muy buena uva lo que produce y, por un quinquenio, ascenderán a mil y quinientas cargas en cada un año regular. Lo demás del terreno, que es fresco, arenoso, de poca miga y quebrado, se cultiva por los labradores y se siembra de las semillas y granos ya dichos. Tiene como unas cien olivas.

A la 9ª pregunta, no tiene manufacturas ni fábricas algunas.

A la 10ª pregunta, ni ferias ni mercardos. Sólo trafican los vecinos que son los labradores en portear carbón y frutas a la villa de Madrid.

A la 11ª  pregunta, tampoco tiene estudios ni fundaciones algunas y apenas hay maestros de primeras letras, y en esta escuela los menos de aprenden (sic) a leer y escribir.

A la l2ª pregunta, su gobierno político es el que dexa considerar de los jueces supradichos, poco instruidos, embebidos en sus laboriosas tareas del campo y arriería, que los menos son los que saben firmar. No hay seminario, colegio, hospital ni, menos, casa de recolección ni piedad.

A la 13ª pregunta, las enfermedades que comúnmente se padecen son dolores de costado, tabardillos, resfriados y algunas calenturas y tercianas que, por lo regular, se cortan pronto con sangrías. Su número de muertos, por un quinquenio, es de cuatro a seis y, de ellos, los más, párvulos. Los que nacen, de quince a diez y ocho. Esto en cada un año, por lo que este pueblo es muy saludable.

A la 14ª pregunta, no tiene aguas minerales, aunque (como dije) las que tiene son muy delgadas, saludables y dulces, que suelen ser muy medicinales a los que vienen a convalecer con ellas. No hay canteras, pues ni una piedra tiene su término, salinas ni metales, ni otra cosa que sea digna de consideración más que lo que dejo dicho.

He tenido por conveniente añadir a este Interrogatorio que este pueblo, por la tarde del Norte, a distancia de media legua, confina con el prado que llaman de la Magdalena, en jurisdicción de Móstoles, donde se registran vestigios de una ermita que dicen era dedicada a la dicha Santa María Magdalena, de donde tomó el nombre el referido prado. Más arriba, caminando a el Oriente de esta villa, es de su jurisdicción otro prado que llaman de Buyerro, en donde dicen y tienen por tradición los de este lugar que había otro que llamaban Moraleja de Buyerro y, por cogerle en medio éste que hoy es despoblado y sin vestigio alguno de lugar, y el ya citado Moraleja la Mayor, se intituló mi dicha villa Moraleja de Enmedio.

A corta distancia del dicho prado Buyerro, y a su Oriente, hay una ermita que pertenece a Fuenlabrada, que llaman de Nuestra Señora de la Paz de fregaceos, donde hay una fuente abundante y de rica agua con una alameda muy poblada de árboles. En ese sitio tengo entendido hubo un pueblo llamado Fregaceos, que hoy enteramente está despoblado y, como de tal, los señores racioneros de la Santa Iglesia de Toledo, tiene 1 posesión de disfrutar en término de esta villa de Moraleja de Enmedio, confinante a dicha ermita de la Paz, varias tierras de las que perciben renta y diezmo y así las arriendan.

A lo contenido en la carta del señor vicario, otro sí digo que en esta mi iglesia parroquial no hay beneficio alguno servidero y sí hay uno sin carga alguna y parte por igual en copia con el cura propio y llaman simple; está agregado y le disfruta el colegio de Santa Catalina de Toledo. Tampoco hay clérigo alguno de menores. Solamente hay un presbítero y confesor que tiene, una administración, una capellanía que fundó en esta iglesia Luis Beltrán, el Indiano, a cuyo título se halla ordenado otro clérigo presbítero y residente en la villa de Griñón. También obtiene, por nombramiento de los patronos, este presbítero de mi iglesia y villa otra capellanía de las Benditas Animas del Purgatorio (ambas son de cortas rentas). Se halla ordenado este presbítero llamado don Antonio Navarro a título de otra que goza en la parroquial en la villa de Alamo, pero reside en esta villa de Moraleja de Enmedio, su natural.

En cuanto sé y puedo decir en satisfacción del Interrogatorio y carta que, de orden del Excelentísimo señor arzobispo de Toledo, nuestro muy digno prelado, se me comunicó por el señor vicario interino, don Bernardo Marrón.

Y, para que conste, lo firmo en la susodicha villa de Moraleja de Enmedio, a veinte y dos de agosto de mil setecientos y ochenta y dos.
 

Firma: don Francisco Antonio González
 
Teléfono 91 609 42 57 
Dirección postal: Calle Mirasierra, 59 
28950 Moraleja de Enmedio (Madrid) 

Última modificación del web: lunes, 29 junio 1998 

ARRIBA PÁGINA 
Correo electrónico
Información Colegio: Colegio "Santa Teresa"